Paginas

29/10/09

R.I.P. Nevera



Nevera, o Frigorífico o como se le quiera llamar.
Ayer por la noche, al llegar del curro a las mil, fuí a por un yogurt para cenar. Estaba tan cansada que no noté nada raro en un principio, hasta que cuando apuntito estaba de hincarle el diente al yogurt me di cuenta que estaba calentorro. ¿Como puede seeeeer? ¿Como una nevera se puede convertir en un horno? ¿Porque tengo la suerte de que se me joda justo al dia siguiente de haber hecho la compra de la semana?!!! Tooooooodo a la basura, y venga a llamar a un técnico.
El Neverero, también conocido como señor reparador de neveras, ha venido hoy y ha dicho que él no puede hacer nada, que tienen que venir los técnicos más listos y con más cacharros (es decir, los técnicos caros de cojones). Así es como he llamado al Servicio Técnico oficial y una señora rollo "centralita de telefonica" ha empezado a tomar mis datos para al final decirme; "el lunes la llamaran". Emmmmmm, he oido mal???, ¿ha dicho el lunes???!!!... Pozí, habia dicho el lunes. Lo malo es que luego te llaman y te dicen que vendrán dos semanas más tarde... grrrrrrrfajsldfsdfrrrrr.
Asi que ahora Ajo y Agua y a comer latas hasta que los señores Nevereros caros vengan a reparar el frigo.
Encima luego me quedaré sin luz y sin agua. Más que nada porque me van a pegar un sablazo y no tendré ni pa la factura de la luz. Más romantico; cena de yogurt a la luz de las velas.


Por cierto, el señor Neverero "asequible" es el mismo señor Lavadorero que vino hace un tiempo. (creo que tendré que cambiar de Técnico...). Cuelgo el post de cuando murió mi querida lavadora, para recordar;




"Guardemos un minuto de silencio…..
Llevaba como cerca de dos meses enfermita. Hasta que un día quedó en coma y su bombo dejó de dar vueltas. Se quedó atrancada. En ese momento yo no tenía mucha pasta (ni en ese momento ni en ningún otro, que por algo soy mileurista) y pensé que esperaría un tiempo hasta ahorrar algo para poder llamar al técnico que le echara un ojo.
Mientras tanto, le fui infiel por pura necesidad e iba a hacer la colada a casa de mis padres (sufrida y socorrida solución) en su joven, bella pero sobretodo, sana lavadora.
Iban pasando los días y yo entraba al lavadero a hacer visitas rutinarias al pobre electrodoméstico escacharrado. Le abría la puertecilla de ojo de buey, con cuidado, no fuera a lastimarla más aún y miraba por dentro, con cara de incomprensión. Algún día hasta me atrevía a darle un meneo para ver si reaccionaba, incluso llegué a darle un cachiporrazo… pero no. Allí seguía, con el bombo descuajaringado… quieta, sin su ruidito (que aunque a veces fuera más bien ruidaco, se echaba de menos).
Ayer fue el fatídico día en que el señor reparador de Lavadoras vino a hacerle la visita. Bastaron diez segundos para que el señor se girara y me dijera… "No hay nada que hacer… no tiene arreglo".
Diez segundos… en diez segundos se fueron a la porra los dos meses de esperanza.
Para acabar de rematar y para mi disgusto, al preguntarle de forma inconsciente (porque yo estaba digiriendo aún las palabras del señor arreglador de Lavadoras) que era lo que le debía, me respondió despreocupadisimamente "Ah, pues lo justo para la gasolina del viaje….. Diez euros"………… En ese momento, mi cara de trauma y dolor por la perdida irremediable de mi Lavadora se convirtió en cara de "LOQUECUALOMANDEEE????"…. Diez euracos por el viaje de cinco km. y diez segundos para mirar la lavadora???!!!. Como ha subido la gasolina, pensé para mis adentros. Estos señores son los que mejor llevan la crisis. Su tarifa es de Euro/segundo.
Así fue como quedó confirmado que mi Lavadora había muerto.
Y ahora sin ella, y siendo diez euros más pobre, empiezo a buscar con desgana nueva sustituta, mientras recuerdo con nostalgia las coladas larguísimas que hacía, la ropa manchada que a veces sacaba, las manchas de oxido que encontraba de tanto en cuando en mis prendas preferidas… Ains, en fin….Lavadora, descanse en Paz."

2 comentarios:

  1. Ánimo, que no sea muy terrible lo de la factura!!!

    ResponderEliminar
  2. Si, a ver que me dicen el lunes. Yo por si acaso ya estoy haciendo hucha. Buaaah.

    ResponderEliminar